La gallina de los huevos de oro ha explotado, Activision mata los juegos musicales

Alex Rigopulos, fundador de Harmonix

En 1995 Alex Rigopulos y Eran Egozy fundaron Harmonix, y tras algunos títulos que pasaron claramente desapercibidos, en 2005 lanzaron al mercado Guitar Hero. Sería casualidad, sería lanzarlo en el momento adecuado o con el márketing adecuado, pero consiguieron un gran éxito y una fama mundial sin precedentes para ningún juego musical.

Tras una segunda entrega, aún si cabe más exitosa, Activision se hizo con Red Octane (la desarrolladora de los periféricos de la saga) y los derechos de Guitar Hero, quedando Harmonix independiente en el mercado. El resto de la historia ya lo sabéis, MTV se hizo con ellos, llegaron a un acuerdo con Electronic Arts y lanzaron Rock Band, cuya principal novedad era poder usar batería y micrófono.

El juego musical se encontraba en auge, y producía grandes beneficios para juegos no demasiado caros de producir (más allá de las licencias de las canciones), pero Activision apretó hasta que ha explotado todo. Si bien desde 2007 se han lanzado “sólo” siete Rock Band’s, Activision ha publicado trece Guitar Hero’s, más dos entregas de DJ Hero. Además, mientras que los títulos de ésta parecían simplemente nuevos packs de canciones, EA publicó cuidados juegos tematizados, como Beatles: Rock Band.

El problema no es lanzar muchos títulos, sino hacerlo sin cuidado, sin tematizar y saturando el mercado con entregas nada novedosas. El consumidor se ha cansado de tantos títulos y ha bajado su consumo, cosa que ya se notó hace un par de años, y a pesar de haber bajado el ritmo en los últimos meses, ya era demasiado tarde.

Ahora nos encontramos con la noticia de que Activision ha decidido no hacer más Guitar Hero’s ni DJ Hero’s, congelando los títulos musicales, mientras que Harmonix se encuentra en una situación económica muy delicada y con un mercado hastiado del género.

Mientras tanto, Activision ha anunciado que habrá despidos, al mismo tiempo que funda un nuevo estudio con el único objetivo de desarrollar contenidos descargables para Call of Duty. No seamos injustos, en este caso el gigante norteamericano no tiene culpa alguna, si el consumidor adquiere miles de packs de mapas, lo lógico es potenciar su desarrollo. Serán un timo a los ojos de muchos, pero quien juegue a diario al multijugador de estos títulos, le es rentable, y hoy, está de enhorabuena. Mientras tanto, hagamos un minuto de silencio por Guitar Hero y crucemos los dedos para que dentro de unos años vuelva con fuerzas renovadas.